miércoles. 24.07.2024

El ministro de Transportes y Movilidad Sostenible, Óscar Puente, ha señalado este miércoles que la remodelación del Aeropuerto de Palma es uno de los retos de su departamento para la legislatura.

Durante su primera comparecencia en la comisión del ramo del Congreso de los Diputados, Puente ha abogado por abrir un diálogo con todas las partes de cara a implementar soluciones efectivas y para estudiar la viabilidad de la restricción de vuelos cortos a fin de reducir las emisiones. Este es un acuerdo de Gobierno que alcanzó el PSOE con Sumar.

Además, ha anunciado que ya se ha empezado a trabajar en el nuevo Documento de Regulación Aeroportuaria (DORA) para 2027-2031 tras los 3.000 millones que contemplaba el del período 2022-2026.

Junto con la remodelación de Son Sant Joan, los proyectos en materia aérea pasan por la ampliación de los aeropuertos de Barajas, El Prat (que se espera que sea un 'hub' internacional) y varios canarios.

También se van a analizar nuevas posibilidades para optimizar los recursos en la conectividad con las islas, impulsar el plan de vuelo de Enaire, la sostenibilidad y conectividad del sector o la modernización de la tecnología y el tráfico de drones.

El ministro ha señalado que su departamento quiere definir un modelo de explotación de los servicios de Cercanías compatible con una futura liberalización.

Ha remarcado que las Cercanías van a ser estratégicas y foco de inversión (apoyadas con la nueva flota), ya que la red de alta velocidad ha alcanzado una importante implantación y ha subrayado el desarrollo de sistemas de Cercanías en Galicia y Asturias.

En materia ferroviaria, ha apostado en el caso de Renfe por mejorar la competitividad y lograr una gestión más eficiente y en el ámbito de la liberalización en alta velocidad ha apuntado que en el primer trimestre se pondrán en servicio los primeros trenes Avril.

De cara al futuro ha hecho hincapié en la liberalización y en la administración de la infraestructura, así como en el incremento de los servicios y la mejora de la competitividad de Renfe.

Asimismo, ha indicado que en el sector ferroviario se van a revisar estudios informativos; mejorar tiempos de viaje; estudiar un modelo de convivencia entre distintos anchos de red; mejorar tiempos comerciales origen-destino; simplificar el acceso a estaciones; revisar OSP o la competitividad de servicios con más coordinación horaria.

También ha apostado por nuevos servicios de autopistas ferroviarias; la mejora de la red convencional; nuevas líneas o las actuaciones en grandes terminales como Chamartín, Atocha, Sants, La Sagrera, Valencia o Bilbao.

Puente ha señalado que se van a reactivar dos proyectos de ley, el de Movilidad Sostenible y el de creación de una autoridad administrativa independiente para la investigación de accidentes ferroviarios, aéreos, marítimos y de actuación civil, que el Gobierno llevará próximamente al Consejo de Ministros.

En concreto, el proyecto de ley de movilidad sostenible se llevará en febrero al Consejo. Ambas irán al Parlamento tal cual estaban, aunque su voluntad es que salgan con el mayor consenso posible.

Por otro lado, ha apostado por un nuevo mapa concesional de autobuses, ya que de las 77 concesiones hay cerca de 40 caducadas desde hace muchos años, una situación que hay que revisar, ha reconocido Puente, que ha apostado por mejoras del servicio, mayores frecuencias, billetes más modernos, nuevos vehículos o menores tiempos de viaje.

En el transporte por carretera ha anunciado mejoras en su regulación, la apuesta por la descarbonización o una inversión de 105 millones para humanizar travesías.

La remodelación del Aeropuerto de Palma, entre los 'deberes' que se ha puesto el...