lunes. 28.11.2022

CaixaBank afirma en un acto en Palma que la inflación se situará en el 4,5% en 2023

El crecimiento de la economía española se desacelerará un 1%, sin caer necesariamente en la recesión
undefined

El director de planificación estratégica y estudios y economista jefe de CaixaBank, Enric Fernández, ha asegurado en Palma que cabe esperar que la inflación se sitúe en el 4,5 % en 2023 y que el crecimiento de la economía española se desacelere un 1%, sin caer necesariamente en la recesión.

Fernández ha participado en la jornada "Condicionantes globales y movimientos pendulares: protagonistas del escenario macroeconómico", organizada por Impulsa Baleares, con Caixabank como anfitrión, que ha analizado la situación económica actual, la espiral al alza de la inflación, las recientes subidas de tipos de interés por parte de la autoridad monetaria europea y la crisis energética derivada del conflicto bélico en Ucrania.
 

Ha expuesto que “el contexto macroeconómico actual está claramente dominado por unas presiones inflacionistas elevadas, persistentes y de carácter global que erosionan la renta real de las familias y presionan los costes de las empresas”, ha informado la fundación Impulsa en un comunicado.
 

Considera que “la cuestión relevante es cuándo volverá la inflación a niveles normales y hasta qué punto deberán los bancos centrales aumentar los tipos de interés para conseguirlo”, cuando los últimos informes de CaixaBank Research señalan que inflación se situaría en 2023 en el 4,5 %.

En cuanto a la economía balear, el monitor de Impulsa Baleares i|global pone de manifiesto que en el escenario actual la etapa de normalización del valor añadido a los niveles previos a la pandemia no se podrá completar durante este ejercicio, por más que el avance real del archipiélago se haya situado por encima del 14% durante el primer semestre.
 

El director técnico de Impulsa Balears, Antoni Riera, ha explicado que “las islas han traspasado el ecuador del año con un 'gap' (brecha) a revertir del -7,1 % superior al de la economía nacional de -1,7%, de acuerdo al mayor impacto negativo que encajaron dado el diferente perfil de su estructura productiva, muy vinculada a la prestación de servicios que implican la plena movilidad de las personas”.

"La recuperación de los flujos turísticos internacionales durante esta última temporada, así como del empleo ‒que se ha situado incluso en niveles superiores a los de tres años atrás, con un aumento del 2,8% en el tercer trimestre‒, junto con los esfuerzos realizados por las empresas para preservar su equilibrio financiero, devienen, en estos momentos, en aliados para hacer frente a los riesgos bajistas que subyacen del escenario global”, ha asegurado.

La presidenta del Govern y del patronato de la fundación, Francina Armengol, ha cerrado la jornada “recogiendo los retos que enuncia el escenario macroeconómico para convertirlos en oportunidades al servicio de la competitividad global de Baleares”.

Ha subrayado que “la unidad de la acción pública y privada es esencial para construir un escenario de mayor fortaleza para el crecimiento y el empleo, así como lo ha sido para completar el nuevo Régimen Especial de las Illes Balears, con la inclusión de desgravaciones fiscales que incentivarán la inversión privada y la competitividad de las empresas”.

Ha destacado “el esfuerzo que han hecho las administraciones durante estos últimos años para canalizar ayudas directas y liquidez a empresas y trabajadores, y, más recientemente, la activación de otro escudo social para mitigar el impacto de la inflación y proteger, así el tejido productivo, profesional y familiar, también en 2023”.

CaixaBank afirma en un acto en Palma que la inflación se situará en el 4,5% en 2023
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad