domingo. 14.08.2022
REACCIONES

Miralles: “Comparar un hotel con una vivienda vacacional es como comparar un McDonalds con un restaurante familiar”.

Habtur califica de despropósito los precios de las plazas vacacionales que quiere imponer el Govern y amenaza con presionar para conseguir cambios de mayorías en las elecciones
/img/periodico/img_22978.jpg

La propuesta del Govern de hacer pabar 800 euros al año por cada plaza turística en viviendas unifamiliares ha levantado ampollas entre los propietarios que explotan estas propiedades. La asociación Habtur ha calificado esta medida como “un despropósito que no regulará el sector”. Habtur considera que de este modo “sólo podrán acceder los ricos con propiedades de gran valor”.



Con esta contundencia se expresa el Presidente, Joan Miralles quién ha destacado que “comparar un hotel con una vivienda de alquiler turístico es como comparar un McDonalds con un restaurante familiar”.



Desde la patronal recuerdan que las viviendas vacacionales ya están construidas y, muy a menudo, son segundas residencias para veranear en el litoral”. Con esta medida “están dejando fuera del mercado turístico a las familias precisamente más necesitadas”.



Miralles finalmente ha dejado claro que “si esta propuesta es la finalmente aprobada, desde Habtur se trabajará intensamente para buscar un cambio de mayorías parlamentarías en las próximas elecciones autonómicas”.

 

Habtur también ha remarcado que este hecho demuestra “la incompetencia manifiesta del pacte” a la hora de establecer el modelo turístico del siglo XXI.



Hay que recordar que el Consorcio se creó mediante Acuerdo del Consejo de Gobierno de 20 de octubre de 2008. Integrado por instituciones públicas y privadas, su objeto es el asesoramiento y la gestión en las operaciones destinadas a la obtención de nuevas autorizaciones de alojamientos turísticos que necesiten la baja definitiva de una autorización de apertura, dentro del ámbito territorial de Mallorca.

 

También la creación de una bolsa de plazas que, de acuerdo con el previsto a la Ley General Turística, se integra por la adquisición de autorizaciones de apertura que los titulares han dado de baja definitiva voluntariamente, de las que la Consejería ha dado de baja definitiva de oficio y plazas de las autorizaciones de apertura dadas de baja definitiva no utilizadas por los interesados.

Miralles: “Comparar un hotel con una vivienda vacacional es como comparar un McDonalds...
Comentarios