miércoles. 17.08.2022
TURISMO

El conflicto aéreo ya provoca cancelaciones de reservas en Mallorca

A pesar de ello la Federación Hotelera confía en mantener la alta demanda existente como destino durante la temporada

 

Los hoteleros de Mallorca esperan mantener la demanda alta a pesar de "los conflictos operativos" en los aeropuertos y las huelgas, que están haciendo que bajen las reservas hacia el destino pero la tendencia es buena".

 

"Pensamos que la recuperación de la demanda esta aquí y aguantará toda la temporada", ha asegurado la presidenta de la federación (FEHM), María Frontera.

 

Frontera ha explicado que las huelgas, tanto de las compañías aéreas como de los controladores franceses ya se habían dado en temporadas anteriores: "Siempre nos han afectado, hemos ido luchando, rascando y viendo cómo van sucediendo las cosas", ha afirmado, en declaraciones a los medios antes de participar en el coloquio "El turismo que viene" organizado por mallorcadiario.com.

 

La presidenta de la Federación Empresarial Hotelera de Mallorca ha señalado que hay modificaciones y cancelaciones a causa de las huelgas y que "las familias afectadas por las cancelaciones no encuentran otros vuelos para venir y por tanto esto son pérdidas de reservas".

 

"Los conflictos operativos que tenemos en los aeropuertos, con el añadido de las huelgas, están haciendo que bajen las reservas hacia el destino pero tenemos una buena tendencia y pensamos que la recuperación de la demanda esta aquí y aguantará toda la temporada e intentaremos alargarla", ha recalcado.

 

La falta de personal tanto en los aeropuertos como en las compañías aéreas está "afectando de pleno" a la planificación que tenía el destino para el verano, con "centenares de cancelaciones" de vuelos para julio y agosto, y Frontera ha indicado que habrá que esperar a la "fotografía final" para conocer sus efectos.

Ha explicado que la situación es generalizada, si bien afecta algo más a las compañías de bajo coste, que habían realizado una planificación "más ambiciosa" y "no han podido cumplir lo que habían publicitado"; y Reino Unido es el país "con más dificultad para intentar recuperar todo el personal que ha trasvasado hacia otros sectores".

Frontera ha advertido de que, aunque se mantenga la demanda, los márgenes y la rentabilidad siguen afectados por la inflación, "no son ni mucho menos los que eran". "Todavía a día de hoy seguimos con subida de costes y la inflación desbaratada que hace que todos los escenarios que contemplamos vayan cambiando día a día", ha indicado.

Ha recordado que si en marzo hacia la Semana Santa los precios habían subido un 25 %, "siguen al alza", lo que se añade a "la falta de regularidad de las reservas" con la que lidian los hoteleros, a pesar de que la situación es "mucho mejor que otros años".

 

La ocupación hotelera va variando, tras un buen mes de mayo y un junio que "está siendo bueno", sin buscar las ocupaciones plenas sino "el mejor cliente para cada momento", y adaptándose a los mercados y a los conflictos, y variando la comercialización.

 

Frontera ha llamado la atención sobre el hecho de que hay contratos con los tuperadores de 2020 que se aplazaron a 2021 y luego a 2022, manteniendo "esos precios y esas condiciones", además de las reservas nuevas a meses vista y las de las últimas semanas que se siguen recibiendo.

 

"Vamos a ver si encontramos el equilibrio adecuado para tener una buena temporada y que también se traslade hacia final de año, con una mejora real económica, empresarial y para los trabajadores", ha manifestado.

El conflicto aéreo ya provoca cancelaciones de reservas en Mallorca
Comentarios