martes. 23.07.2024

 

Conseguir el carnet de conducir se ha convertido en una misión ardua en las últimas tres semanas en Baleares y no precisamente por que se hayan endurecido las condiciones para conseguir un aprobado. Ni mucho menos.

 

La huelga de examinadores de tráfico a nivel nacional está teniendo consecuencias devastadoras hasta el punto de que ya se acumulan cerca de 800 expedientes que estan pendientes de examinar.

 

Desde la Asociación de Examinadores de Tráfico han publicado en su web que a nivel nacional ya se han aplazado más de 25.000 pruebas con un seguimiento medio del 70% a nivel nacional. En Baleares el seguimiento de la protesta es aún mayor y roza el 80%.

 

De los 12 examinadores que hay en la Comunidad 8 están realizando una huelga parcial y no realizan ninguna prueba después de las 12 del mediodia. Ello quiere decir que por cada uno de ellos de forma diaria se dejan de realizar 6 exámenes.

 

Esta situación está generando un gran malestar no solo entre los ciudadanos que quieren obtener el permiso de conducir sinó también entre las autoescuelas que se ven indirectamente afectadas por esta situación. De hecho si sigue el colapso las autoescuelas van a empezar a perder dinero.

Se estima que el retraso acumulado supone que alguien que se quiera examinar ahora no podrá hacerlo hasta principios de diciembre. Es más, si no aprueba a la primera también debería esperar más de un mes. Ello está parando a los nuevos clientes de las autoescuelas que esperan para hacer las prácticas a tener claro cuando se podrán examinar.

 

Los motivos del plante de los examinadores ante la Dirección General de Tráfico básicamente son cuatro. Por una perte piden no tener que informar de los resultados del examen práctico nada más finalizar para evitar así agresiones.

 

Piden, por otra parte, también un reconocimiento laboral y profesional de su puesto de trabajo y reducir el número de alumnos examinados diarios para mejorar la calidad de exámenes ( 13 en la actualidad). Además solicitan una garantía de que la DGT no privatizará el sistema de exámenes.

 

Después de tres semanas de movilizaciones no ha habido ningún tipo de avance a nivel nacional y las posiciones de la DGT y los sindicatos siguien enrocadas. Mientras tanto los alumnos y, de rebote las autoescuelas siguen siendo las principales perjudicados.

Cerca de 800 exámenes de conducir paralizados en Baleares por la huelga de examinadores