miércoles. 30.11.2022

La Copa Mundial de la FIFA es uno de los eventos más importantes del mundo y este año será la primera que se organizará en el mundo árabe y también la primera que se dará a cabo en invierno y no en verano. Los fanáticos seguirán entusiastamente el evento, desde sus televisores o jugando por su equipo en las apuestas en vivo y en directo, pero detrás de todo este furor hay un factor económico importante.

Mayor alcance

La inversión prevista en construcción de infraestructura y preparación de torneos es de $220 mil millones a $300 mil millones, y se esperan efectos económicos multiplicadores favorables a largo plazo. Qatar espera que el evento sea una experiencia excepcional para los espectadores al mostrar su cultura, identidad y hospitalidad a una audiencia extranjera.

Qatar espera impulsar sus credenciales de poder blando y su influencia geopolítica como país árabe e islámico independiente organizando el evento. También, es probable que la reconciliación de 2021 con sus vecinos regionales Arabia Saudita, los Emiratos Árabes Unidos, Bahrein y Egipto, ayude al país a impulsar la competición como una que todas las naciones árabes puedan abrazar.

Asimismo, uno de los principales objetivos públicos del país, al organizar el torneo, además de ratificarse como un país con una economía prometedora, es promover el entendimiento multicultural y dejar un legado de comunidad global y sostenibilidad en el Medio Oriente, así como el mundo en general.

Sin embargo, las organizaciones no gubernamentales han señalado varios peligros, en particular con respecto a los derechos de los trabajadores extranjeros en grandes proyectos de construcción. Estas preocupaciones han sido manejadas en gran medida por el gobierno, a través de revisiones de políticas y, en ciertas circunstancias, revisiones, la más reciente de las cuales ocurrió en 2020 cuando se abolió efectivamente el sistema de kafala (patrocinio) para trabajadores extranjeros, que muchos consideraban esclavitud moderna.

Además, las ONG han manifestado sus angustias para la comunidad LGBT+ debido a las declaraciones discriminatorias que han hecho las autoridades del país.

Mejoramiento de Infraestructura

Un país del tamaño de Qatar que alberga un gran evento deportivo internacional es inusual, debido a la amplitud de la infraestructura requerida. Se anticipa que alrededor de 2 millones de turistas viajarían a Qatar para el evento. Además, es importante destacar que desde que fue anunciado que albergarían el evento (2010) su población se ha duplicado y el evento ha traído a más trabajadores extranjeros.

Qatar ha incluido el torneo en sus objetivos para promover el desarrollo social y la diversificación económica. Para cumplir con sus objetivos de desarrollo del torneo y mayores, Qatar ha invertido en proyectos de infraestructura a gran escala como el Aeropuerto Internacional de Hamad, el metro de Doha, el puerto de Hamad, la nueva ciudad inteligente de Lusail y siete nuevos estadios, así como la renovación de un antiguo arena.

Estos estadios están destinados a ser transformados en centros comunitarios, donde las personas puedan reunirse, conectarse y aprender. Además, la infraestructura construida antes del evento tenía como objetivo mejorar las conexiones de transporte, así como el clima económico local y la calidad de vida.

Ventajas a largo plazo

Se prevé que la Copa Mundial de la FIFA 2022 tenga un impacto favorable en la sostenibilidad, la innovación técnica y el prestigio mundial de Qatar. En términos de sostenibilidad, Qatar espera establecer nuevas normas y puntos de referencia durante el evento. De hecho, Qatar fundó la Organización del Golfo para la Investigación y el Desarrollo (GORD) en 2009 y este mismo organismo establecerá los requisitos de desempeño operativo para los edificios y estadios desarrollados para la Copa Mundial.

También se prevé que los estadios consuman un 44% menos de agua, que las instalaciones típicas. De hecho, Qatar podría albergar la primera Copa del Mundo neutral en carbono gracias a los avances tecnológicos. Además, al proporcionar piezas modulares de estadios para ser utilizadas en la construcción en países subdesarrollados, Qatar está esencialmente creando un precedente para futuros eventos en términos de reutilización y reciclaje.

El deporte también está ayudando a Qatar a mejorar su estatura e influencia internacional. Más allá de albergar la Copa Mundial de la FIFA 2022, esto se puede ver en la adquisición por parte de Qatar Sports Investment del Paris Saint-Germain Football Club en 2011, y de que Qatar Airways sea el primer patrocinador comercial del Barcelona Football Club en 2013. Tales transacciones también reflejan la destreza económica de Qatar, como su apertura a la inversión extranjera y las perspectivas comerciales.

Más allá de las delicadas controversias, el mundo entero tendrá sus ojos en Qatar, apostando en vivo y en directo, o viendo los partidos con sus amigos, pero esto es solo una pequeña parte de los grandes avances y del impacto económico que el evento traerá a la nación árabe y a los demás países.

El positivo impacto financiero que tendrá la copa mundial para Qatar
Comentarios