domingo. 19.05.2024

La diputada Mercedes Garrido, y el diputado Llorenç Pou, del Grupo Parlamentario Socialista, han presentado una Proposición de Ley para la declaración de zonas de mercado residencial tensionadas en las Islas Baleares, y permitir así que 47 municipios de las Islas puedan verse beneficiados de las deducciones fiscales y garantías recogidas a la Ley estatal de Vivienda.



El hecho que un municipio sea declarado como zona tens tieneionada que responder a alguno de los dos criterios que dicta la ley estatal: o bien que el esfuerzo financiero dedicado a la vivienda de los vecinos y vecinas del municipio afectado supere el 30% de los ingresos, ya sea en alquiler o en hipoteca; o bien, que el incremento de los precios del alquiler o venta sea tan rápido que supere en más de un 3% el IPC medio de la Comunidad autónoma.



Según han explicado los diputados Garrido y Pou, este enfoque normativo es nuevo, puesto que plantea medidas beneficiosas a las dos partes implicadas en un contrato de alquiler: beneficios fiscales para los pequeños propietarios (de menos de 10 viviendas) y también beneficios de estabilidad económica para los locatarios.



En el caso de los pequeños propietarios, se garantiza el mantenimiento de los precios de alquiler actuales. Pero una cuestión capital es que la propiedad puede acceder a deducciones fiscales entre un 50% y un 90% al impuesto de Renta (IRPF).



Y a las familias inquilinas se los garantiza una estabilidad económica de largo recorrido, puesto que se asegura que el precio del alquiler no se incrementará más allá del IPC cuando llegue la renovación del contrato de alquiler. Según han indicado los dos diputados, actualmente hay municipios que sufren incrementos de más de un 50% al acabar el contrato en vigencia.



Por otro lado, Mercedes Garrido ha apelado a la responsabilidad porque el Gobierno de Prohens se acoja a la Ley estatal, y pueda acogerse a los beneficios que supone declarar parte grande parte del territorio de las Islas como zonas tensadas.



En este sentido, ha explicado que la Proposición de ley socialista también presenta medidas para los municipios que no están declarados como tensados, porque las externalidades de los que sí son declarados tensados no arrastren a los otros. Este declaración de zonas se tiene que revisar cada 6 meses para garantizar que las externalidades no afecten.



También ha reclamando en el Gobierno de Prohens que establezca un plan de trabajo con el Gobierno del Estado porque se puedan diseñar inversiones en zonas residenciales tensadas y generar vivienda de protección oficial a las zonas tensadas.

El PSIB-PSOE pide declarar 47 municipios de Baleares como zonas residenciales tensionadas