jueves. 29.02.2024

El flujo migratorio produce efectos no sólo en los países de destino, sino también en los países de origen y en los países de tránsito. Según los datos del reciente estudio “Migración en España” realizado por la escuela de negocios TBS Education-Barcelona, después de Alemania, España es el segundo país que más migrantes recibe de la Unión Europea, datos analizados del periodo entre los años 2017 y 2020. En concreto, España recibe una media de más de 400.000 migrantes internacionales cada año, llegando hasta 666.022 migrantes el año 2019.

Baleares recibe alrededor de 20,000 migrantes (españoles y extranjeros) al año, en comparación con los 400,000 que acoge España. Baleares fue una de las tres comunidades autónomas que más decreció en número total de personas inmigrantes entre 2017 y 2021, y lo hizo en un -13%. Las otras dos comunidades que experimentaron cifras similares fueron Canarias y País Vasco, que lo hicieron con un -29% y un -18% respectivamente.

Edgar Sánchez, profesor colaborador de TBS Education-Barcelona y experto en el Comportamiento del Consumidor y Neuromarketing, revela que el impacto de los flujos migratorios es multifactorial: “A nivel económico puede representar más trabajadores, pobreza y demanda de productos y servicios. A nivel social, significa mayor diversidad cultural a los niveles étnico, lingüístico y religioso. A nivel político, por ejemplo, fomenta el desarrollo y auge de ideologías en contra de la migración. Y por último, en política internacional, puede influir en las relaciones bilaterales entre naciones”.

 

España duplica la media europea en número de migrantes al año. En 2020, el país europeo que más migración recibió fue Alemania (994.819 migrantes), seguido de España (415.150 migrantes), Francia (200.495 migrantes), Italia (191.766 migrantes) y Países Bajos (170.612 migrantes). Cabe destacar también que la diferencia entre los países que más y menos migrantes reciben se está reduciendo cada vez más. En 2017, hubo una diferencia aproximada de 1.380.000 migrantes entre Alemania y Eslovaquia, países con mayor y menor número de migrantes extranjeros respectivamente, esta diferencia decrece a través de los años. 

La migración no sólo se da a nivel internacional, también hay flujos internos de personas, es decir entre diferentes regiones de un mismo país. En esta sección se presentan los movimientos entre las diferentes comunidades autónomas en España. 

El estudio de TBS Education-Barcelona concluye que España aumentó 41% la migración anual de españoles dentro del territorio español entre el 2017 (532.132 migrantes) y el 2019 (750.480 migrantes). Luego en el 2020, año del confinamiento por COVID 19, la migración anual se redujo un 36% en España de 750,480 migrantes a 467,918. En 2021, año posterior al confinamiento del COVID 19 la migración anual creció a 530,401; sin embargo, no llegó a los niveles prepandemia (2019).

 

Castilla – La Mancha aumentaba 70% entre el 2017 al 2019 en número de migrantes que recibía. Por otro lado, Canarias, fue la comunidad con menor aumento de migrantes (14%) entre 2017 al 2019 y a su vez, la que más decreció en números de personas que migraron entre el 2017 al 2021 (-29%). 

Además, Cataluña, Madrid, Andalucía, Comunidad Valenciana y Canarias representan más del 74% de la migración nacional e internacional total de España. Estas son las cinco comunidades autónomas que acaparan la mayor parte del número total de migrantes, en España, tanto nacionales como extranjeros.

En este sentido, Murcia (30%), Andalucía (25%) y Valencia (20%) presentaron un importante incremento en número de migrantes extranjeros y nacionales. Es decir, estas fueron las comunidades con mayor incremento en movimientos migratorios. Por otro lado, Canarias (-29%), País Vasco (-18%) y Baleares (-13%) fueron las comunidades autónomas que más decrecieron en número total de migrantes nacionales.

De todos modos, Madrid y Cataluña son las autonomías preferidas por los migrantes españoles, ya que existe una relación moderada entre la migración extranjera y el PIB per cápita: a mayor PIB de las comunidades autónomas, mayor migración internacional. 

 

RADIOGRAFÍA DE LA MIGRACIÓN POR GÉNERO Y POR EDAD.

En referencia a la migración por género y por edad, los jóvenes adultos extranjeros de entre 15 a 29 años, tanto hombres como mujeres, son el grupo que más migró a España. En el caso de los hombres, este número bajó un 3% entre 2017 y 2021 mientras que, para las mujeres, aumentó un 19%. Por otro lado, en estos años se puede ver un fuerte decrecimiento del -22% en el número de adultos mayores hombres que migran del extranjero.

Aun siendo los migrantes extranjeros de entre 15 y 29 años el grupo más grande de migrantes en España, son el grupo que más decreció en la diferencia porcentual entre 2017 y 2021, con un -7%. En Madrid, por ejemplo, entre esos mismos años, el número de migrantes extranjeros que se mudaron a la autonomía decreció un 14% y, en Cataluña, decreció un 15%.

Sin embargo, observamos que lo que causa estos porcentajes negativos es la reducción casi a la mitad en los números de migrantes jóvenes adultos extranjeros entre el 2019 y el 2020, el año de la pandemia y año donde hubo bastantes restricciones en los movimientos. Aun así, entre el 2020 y el 2021, podemos ver que estos números comienzan a aumentar de nuevo.

Otro dato relevante de la investigación es que, antes del 2019, migraron a España más hombres extranjeros. Sin embargo, a partir de ese año, empezaron a migrar más mujeres internacionales: en el 2021, entraron casi 15.000 mujeres extranjeras más que hombres.

Baleares recibe alrededor de 20.000 migrantes al año