domingo. 19.05.2024

El nuevo plan General de Palma, presentado por el alcalde, José Hila, desarrolla una principios básicos en análisis y propone medidas concretas, y que se resumen en 10 medidas principales:

1. REDUCCIÓN CONSIDERABLE DEL CONSUMO DE TERRITORIO. El escenario de crecimiento poblacional es moderado y prevé que Palma crezca en 66.892 viviendas más de los que tiene actualmente. Si en 2019 se registraron 451.543 habitantes, para 2040 se plantea un crecimiento moderado de 0.66% anual para llegar 518.435 habitantes (+ 66.892 más de los actuales)

Con esta proyección demográfica se estima que la demanda de vivienda será de 53.218 viviendas el 2040. La respuesta a esta demanda se propone que se resuelva de la siguiente manera: 81% suelo urbano y 19% suelo urbanizable.

Se reduce el consumo de territorio haciendo un aprovechamiento óptimo del suelo estableciendo unos criterios de uso racional y de sostenibilidad. Es decir, se apuesta por la ciudad compacta, no dispersa, con urbanizables de alta densidad que incorporen la mezcla de usos a la vegada que se a compatible con el entorno natural.



2. INCREMENTO DE LA PROTECCIÓN DEL SUELO RÚSTICO. El nueve Plan General propone clasificar como suelo rústico zonas con muy baja densidad, respondían al modelo de dispersión y localización aislada, afectación a valores ambientales o paisajísticos y en algunos casos han renunciado al desarrollo urbanístico, y resultan innecesarios para atender las necesidades de la población.

Así se desclasifican 212,31 hectáreas en Son Gual, Génova, Puntiró, Son Garcia Vell, Son Pardo, Ses Calafates.

 

3. PALMA MULTIPLICARÁ POR 8 La VIVIENDA SOCIAL

El Nuevo Plan General va mucho más allá de los mínimos que prevé el marco legal vigente en vivienda, dado que se necesita marcar un claro punto de inflexión, e impulsar políticas valientes para facilitar el acceso a la vivienda.

El 47,58% de la vivienda nueva será vivienda de protección oficial (7.808), en los nuevos urbanizables y suelos urbanos de transformación, como por ejemplo Son Busquets.


Actualmente, Palma cuenta con 0,89% de viviendas sociales (1.548) entre PMH y IBAVI, pero las proyecciones del nuevo Plan General harán que el 2040 llegue 6.05%, es decir, 12.174 viviendas sociales. Esto significa que Palma multiplicará por 8 la vivienda social. Es decir, multiplicará por 4 la media estatal en vivienda asequible.

 

4. HACIA UNA CIUDAD AUTOSUFICIENTE Y RESILIENTE FRENTE La EMERGENCIA CLIMÁTICA

Significa que tomar medidas de adaptación al cambio climático y concebir la ciudad como ecosistema: desde la Sierra de Tramuntada hasta la pradería de posidonia, pasando por torrentes y espacios verdes. Apuesta para cerrar el ciclo del agua, haciendo de Palma una ciudad más permeable (espacios verdes y renaturalitzats) mejorando los sistemas de saneamiento y eliminando los vertidos en el mar. Y así preservar el mar y la posidonia. Además, y de acuerdo con la ley de cambio climático del GOIB, los nuevos urbanizables tendrán que ser autosuficientes energéticamente.

5. RED DE PARQUES PÚBLICOS CON 2 MILLONES DE M2 MÁS

El Nueve Plan General propone la creación de un sistema de espacios libres y parques lineales que conecten los espacios naturales del en torno a la ciudad con el mar. Un tratamiento de todo el conjunto de los sistemas naturales y espacios libres, desde la Sierra a la pradera de posidonia del fondo de la bahía como parte de un único ecosistema a preservar y mejorar. Este es uno de los aspectos innovadores que introduce el urbanismo desde la perspectiva de la ciudad como ecosistema.

El Nuevo Plan General propone una superficie estimada de 5.209.549m2, Sistemas Generales de Espacios Libres de los cuales 1.987.418m2, es decir, 38,15% son de nueva incorporación. Esto implica un aumento sustancial en relación en las zonas verdes por habitante: El planeamiento vigente calcula unos 6,21m2/residente, y el nueve Plan General propone más de 10m2/residente, es decir, implica un incremento de un 61,83%.

6. APUESTA POR LA PROTECCIÓN DEL PATRIMONIO Y PAISAJE URBANO

La protección de la ciudad existente, ampliando el catálogo de edificios protegidos, y de los barrios que representan núcleos tradicionales, son una prioridad y una deuda con la ciudad.

Además, el Plan General incorpora la perspectiva del paisaje. El planeamiento no es construcción y consumo de territorio, también significa respetar el entorno y el paisaje urbano y natural.

Ejemplos:

Paisaje urbano: Después de especial atención en el Centro Histórico de Palma, ahora hay que dignificar los barrios y pueblos de Palma

Paisaje periubàno 1: garantizar el óptimo tratamiento de las vías, calles y caminos de entrada a Palma

Paisatge periurbano 2: dotar de proyecto el que hasta ahora se ha conocido como el suelo no urbanizable, con expectativas de transformación, dotando este suelo de la óptima regulación para posar en valor los elementos que caracterizan cada una de las subunidades de paisaje.

 

7. CREACIÓN DEL PARQUE AGRARIO

Ahora más que nunca se ha evidenciado la necesidad de disponer de un ciclo productivo local en el ámbito de la alimentación. Y el Plan General ya hace una apuesta para garantizarlo, la creación del Parque agrario. Históricamente el sol no urbanizable de Palma se ha visto como el solo que no se puede construir, ahora dotamos de “proyecto” este sol.

El “proyecto” es ser la despensa de Palma. Un territorio de cultivo y explotación agrícola para garantizar la soberanía alimentaria, y la protección del territorio y el paisaje. Se determinan dos zonas: Parque Agrario Norte y Parque Agrario Levante.


8. DIVERSIFICACIÓN DEL MODELO ECONÓMICO

Avanzar en la diversificación económica, comercio local y de proximidad, barrios con mezcla de usos y nuevos polos económicos (Pol Marí y Distrito de Innovación Nuevo Levante, o el Parque Agrario ya comentado). Se trata de identificar ámbitos urbanos para fomentar la implantación de tejido empresarial y actividad económica de sectores emergentes, como la economía verde o azul, lo industria cultural, la ciencia-investigación-innovación, o la economía de la cura. También buscando un mercado laboral más plural, de puestos de trabajo por todo el año, de mayor calidad y calificación, que genere puestos de trabajo para mejorar la calidad de vida de la gente.

 

9. APUESTA POR LA MOVILIDAD SOSTENIBLE

El nueve Plan General apuesta por la remodelación, mejora y renovación del sistema general viario existentes porque los indicadores de movilidad evidencian que podemos ser más eficientes en el modelo de movilidad sostenible.

Pacificar y reducir el tráfico rodado y motorizado implica directamente reducir la contaminación del aire, de revuelos y la mejorar la seguridad en los desplazamientos.

- El Plan General define soluciones en dos tramos del Tranvía Badia de Palma: Avenidas, y Coll den Rabassa y Can Pastilla. Recordar que está recogido en Plan Director Sectorial de Movilidad de las Islas Baleares.

- Aparcamiento disuasivos: 6 nuevas localizaciones: Su Sardina, carretera Puigpunyent, Su Teulera, entrada desde autopista Inca, nuevos Son Bordoy, y entrada carretera Manacor vinculada Son Llàtzer.

- Transporte público: en los estudios del Plan General se calcula que se podría reducir los desplazamiento del vehículo privado e incrementar un 7,5% los desplazamientos con transporte público.

Se pretende reducir los desplazamientos en vehículo privado: del 51,8% al 43,1%, a la vez que se incrementa la cuota de transporte público del 14,5 al 21%.

-Se mejora la red viaria básica de la ciudad, con la integración urbana de la vía de cintura, eliminando la barrera que ahora supone entre barrios como Son Gotleu, Son Guell o lo Rafal.

10.HUMANIZACIÓN DEL ESPACIO PÚBLICO

Potenciación de los ejes cívicos y territoriales e introducción de la estrategia de superisla. Es decir, conexiones transversales y otros ejes cívicos circumval·lars que cohesionarán el conjunto de barriadas de Palma.

La superisla es una estrategia a través de la cual priorizar el espacio público para las personas, limitando el tráfico por determinadas vías para abrir espacios públicos multifuncionales, cívicos y ciudadanos. En definitiva, humanizar la ciudad.

Las 10 claves del futuro urbanístico de Palma