jueves. 20.06.2024

Vibrante, activa, dinámica… Existen pocos lugares en el mundo como Mallorca, la isla más grande de las Baleares y uno de los mejores destinos del Mediterráneo. Entre sus múltiples atractivos, destaca la diversidad de paisajes (desde los más urbanos y cosmopolitas de Palma hasta sus playas y calas de aguas cristalinas) y esos más de 300 días de sol al año, perfectos para disfrutar al aire libre.

Cualquier momento es bueno para descubrir, sin prisas, sus encantadores rincones… desde las alturas de alguno de los magníficos rooftops, como los de los hoteles El Llorenç Parc de la Mar (en Palma) o El Vicenç de la Mar (en la Cala de San Vicente), dos azoteas únicas, con espectaculares vistas y una atractiva oferta culinaria, convertidas en direcciones imprescindibles durante el verano mallorquín.

 

 

El Llorenç Parc de la Mar. Ç The Rooftop: un oasis en las alturas

Ubicado en el corazón de Palma, en el emblemático barrio de la Calatrava, muy cerca de la Catedral y de los baños árabes, el Llorenç Parc de la Mar esconde en su azotea uno de los mejores rooftops de la ciudad. Un multiespacio de ocio y relax, dividido en dos alturas, que alberga la piscina infinita más larga de Palma (exclusiva para huéspedes alojados). Acondicionado con sombrillas de diseño en tonos verdes y camas balinesas con detalles geométricos de inspiración morisca, ofrece una vista incomparable en un espacio ideal para desconectar del bullicio de la ciudad.

Durante los meses cálidos, en el Rooftop es posible disfrutar de la oferta culinaria del restaurante Urbà, a cargo del Grup Santi Taura. Una carta informal, para compartir y de corte internacional, con platos como las Samosas de txangurro, las Yucas ¡bravas!, los Dumplings de pato con salsa hoisin de fresa, el Brioche de langostino crujiente, el Rodaballo a la brasa con pilpil thai… De 16 a 19 h., la propuesta se transforma en Aftercity, una versión reducida de la carta de Urbà disponible entre horas. Para acompañar, una singular propuesta de cócteles de autor, clásicos y sin alcohol que está disponible desde las 13 h. 

Vistas del Rooftop del hotel El Vicenç en Cala Sant Vicenç.
Vistas del espectacular rooftop del hotel El Vicenç de la Maren Cala Sant Vicenç.

El Vicenç de la Mar. Ç The Rooftop: camino a las estrellas

Por su situación, en la hermosa cala de San Vicente, se trata de uno de los alojamientos con más encanto de la costa norte de Mallorca. Desde su amplio rooftop, de 380 metros cuadrados, es posible disfrutar de magníficas vistas al mar Mediterráneo, con las aguas cristalinas de color turquesa propias de la Cala Molins, y al Cavall Bernat.

La impresionante azotea está dividida en tres zonas a distintas alturas: el bar, con oferta de cócteles de autor y snacks; la encantadora piscina, con solárium, hamacas y sombrillas de diseño, y el espacio gastronómico de U Vicenç, donde contemplar uno de los atardeceres más coloridos de la isla.

Para comer, al mediodía la oferta se compone de aperitivos variados (ostras, hummus, guacamole, langostinos crujientes), distintas ensaladas (verde con hierbas aromáticas, de burrada con tomates y albahaca) o sándwiches (Mixto, con ibérico y pecorino; Mini de calamares, con mahonesa de chipotle y aromáticos; Club, con pan brioche, pollo campero asado, lechuga, mahonesa de mostaza, parmesano, bacon, cheddar y tortilla). Por la noche, una propuesta completamente diferente, dirigida por el restaurante U Vicenç, basada en el producto local y de temporada, con platos como los Buñuelos de alcachofa con yema y queso Mahón Menorca, Timbal de berenjenas con jugo de tomate y salsa miso o Ensaimada rellena de guiso mallorquín de faraona y su salsa con almendras.

El Llorenç y El Vicenç, dos de los mejores rooftops de Mallorca
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad