domingo. 21.04.2024

El consorcio Igy Gestora Marinas Spain S.L, integrado por Grupo Empresas Matutes, Ocean Capital Partners (OCP) y Island Global Yachting (IGY), gestionará durante un máximo de ocho años la marina de superyates del puerto de Ibiza, tras obtener la confirmación de la concesión por parte de Autoridad Portuaria (APB).
 

Según han informado este jueves el consorcio empresarial y el ente portuario en sendos comunicados, el Consejo de Administración de APB acordó el miércoles otorgar la concesión para la gestión de los amarres de grandes esloras situados en la dársena de Levante del puerto ibicenco, así como los servicios ubicados en el edificio de es Martell.
 

El consorcio ya había logrado la adjudicación en 2022, pero sobre un proyecto básico al que se presentaron alegaciones, principalmente del Ayuntamiento de Ibiza. Dado que el muelle se quedaba sin gestor mientras se resolvían las objeciones, la Autoridad Portuaria le otorgó una autorización para gestionarlo a la espera de tener el proyecto básico definitivo.
 

Una vez aprobado este proyecto, la concesión se ha ratificado por parte del Consejo de Administración, que también ha delegado en el presidente de APB la aprobación del proyecto constructivo con las consideraciones incluidas.
 

La nueva concesión comprende 42.152 m2 de superficie, de las que 38.852 m2 son de lámina de agua y 2.745 m2 de tierra. Tiene dos líneas de atraque, una de 240 metros en el muelle de Levante y otra de 115 metros en el lado este del Contramuelle, conocido como es Martell, destinadas al atraque de embarcaciones de entre 20 y 140 metros de eslora.
 

También formará parte de la concesión la planta baja del edificio de es Martell, de unos 600 m2, que se podrá destinar a locales de actividades autorizadas por la APB, que según establece la Delimitación de Espacios y Usos Portuarios EUP, podrán ser de uso comercial, náutico deportivo y complementario. La cubierta y las escaleras del edificio seguirán siendo de uso público, al igual que la superficie del muelle, donde no se prevé la instalación de cerramientos o mamparas que impidan el uso peatonal.
 

La tasa de ocupación inicial era de 408.019,20 euros anuales, pero la gestora ha añadido una mejora de 1.325.000 euros, además del 4% de la tasa de actividad.
 

Por su parte, el consorcio empresarial ha detallado que su objetivo es “relanzar y desarrollar” el puerto deportivo para superyates con un proyecto que apostará por la desestacionalización de Ibiza “a medio plazo” ya que buscará atraer tráfico de superyates durante “todo el año”.
 

El proyecto propone aumentar su oferta de servicios incorporando un servicio de suministro eléctrico para grandes esloras, fibra óptica, un circuito cerrado de cámaras de vigilancia, instalaciones para la tripulación y una “moderna oficina”.
 

En cuanto a los integrantes del consorcio, han detallado que la compañía española OCP opera desde 2019 la marina de megayates de Málaga, IGY Málaga Marina, y que se ha convertido en un “referente de integración” puerto ciudad, así como en términos de “sostenibilidad medioambiental”.
 

Por su parte, el grupo estadounidense Island Global Yachting (IGY) participa de forma “minoritaria” en el proyecto, del que también forma parte Grupo Empresas Matutes, que “aporta su gran experiencia” en la isla.

 

José Luis Almazán, CEO de Ocean Capital Partners, ha asegurado que “Ibiza se beneficiará de la puesta en marcha de este proyecto, ayudándola a consolidar su posición como lugar de destino en el Mediterráneo’’.

 

Salvador Ortiz de Montellano, CEO de Grupo Empresas Matutes, ha dicho estar “entusiasmado de formar parte de este equipo que trabajará conjuntamente para hacer de éste un puerto deportivo de nivel mundial”.

 

El presidente de YGY Marinas, Steve English, ha agradecido la “confianza" de la Autoridad Portuaria al darles la “oportunidad de mejorar y promocionar este increíble destino de superyates en el mercado internacional”.

Un consorcio participado por Empresas Matutes gestionará un máximo de ocho años la...
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad