sábado. 22.06.2024
Con el paso del tiempo, los casinos se han convertido en uno de los negocios más atractivos para los operadores de juego, aún a pesar de que estos han pasado a un nuevo plano tras la llegada de los juegos online. Y es que no son pocos los juegos de estos casinos en la red que han pasado a los operadores físicos. Que también han vivido una suerte de gamificación y de actualización debido precisamente al auge del juego online.

 

La prueba la encontramos en que hoy día es fácil encontrar juegos interconectados entre el mundo online y los casinos tradicionales o la llegada del juego de la red a las mesas y tragaperras de los casinos tradicionales. Algo para lo que basta con ver qué piensan los jugadores de estas salas online, tal como pasa con Casumo casino opiniones y ver cómo muchas de ellas se han trasladado directamente a las salas físicas. Algo a lo que ayuda el hecho de que muchas de estas salas físicas estén operadas por los mismos operadores de casinos online.

Esto nos lleva al planteamiento de un nuevo modelo de ingresos y relaciones con los clientes al negocio de los casinos tradicionales, que es necesario tener en cuenta para saber cómo nos van a tratar las salas como jugadores.

 

Tipos de cliente

Dentro del planteamiento que estamos realizando respecto a los modelos de ingresos y las relaciones de los clientes con el casino, es importante tener en cuenta que, como pasa en otros sectores económicos, no todos los clientes de un casino tienen el mismo perfil. Aunque algunos operadores segmentan aún más este listado en función de los ingresos obtenidos, existe un cierto convenio, la existencia de 4 grandes grupos de jugadores de casino.

●       Unitarios: Por lo atractivo que resulta el casino, no son pocos quienes los visitan por probar la experiencia, pero después deciden no regresar.

●       Ocasionales: Son aquellos que visitan el casino de forma puntual y que, en este caso, realizan operaciones de juego por importes no demasiado elevados en cada una de estas visitas.

●       Habituales: Este tipo de jugadores suele acudir con frecuencia al casino, del mismo modo que hay gente dedicada, por ejemplo, a jugar al fútbol con amigos o ir al cine una o varias veces al mes.

●       High Rollers: Este grupo estaría contenido en el anterior, con la salvedad de que las cantidades jugadas son más que considerables y, por tanto, son un grupo muy atractivo para cualquier operador de casinos.

 

Comportamiento y trato del casino

De los grupos anteriormente establecidos, ya podemos inferir cómo serán los ingresos que cada uno de ellos genere. Sin embargo, es importante saber que las medidas de fidelización encaminadas a mejorar esos ingresos son distintas en función de cada caso. Empezando por los grupos más jugosos, tales como los de los grandes jugadores como los vips, es obvio que la idea pasa por ofrecerles los mejores planes y las mejores compensaciones mientras juegan. Esto implica un trato privilegiado y también el disponer de servicios que, obviamente, no estarán al alcance de otros jugadores.

Entre los demás grupos de interés, tales como los ocasionales o los habituales, también se aplicarán ciertos tratos privilegiados, aunque no con la cantidad de gasto ni con el resto de ventajas de las que disfrutan los VIPS. Sin embargo, siguen siendo grupos interesantes, especialmente por el número de gente disponible de cara a que estos puedan sentirse a gusto en el casino y seguir gastando su dinero.

Modelos de ingresos y relaciones con los clientes en el negocio de los casinos
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad