lunes. 15.08.2022
PREVISIONES

El sector de la moda es optimista y espera volver en 2022 al nivel precovid

Las empresas del sector mejoran "sustancialmente" sus expectativas para este año después de que en 2020 hasta el 80% viera reducirse su facturación

El 38% de las compañías del sector redujeron su plantilla en 2020 debido a la caída de las ventas, el cierre de tiendas y otras restricciones

El sector de la moda en España confía en acabar este 2021 mucho mejor que el año anterior, cuando la epidemia lastró sus resultados, hasta el punto de que la mayoría prevé cerrar el año con un aumento de su plantilla, aunque la recuperación del nivel precovid no llegará hasta 2022.

 

Éstas son algunas de las conclusiones de la edición número 11 del Barómetro Veepee-Modaes de empresas de moda en España, elaborado a partir de los testimonios de una muestra de 300 firmas.

 

En un comunicado, Veepee y Modaes destacan que las empresas del sector mejoran "sustancialmente" sus expectativas para este año después de que en 2020 hasta el 80% viera reducirse su facturación y que el 51% cree que en 2022 se podrá llegar a niveles de facturación similares a los de 2019.

 

Según el barómetro, el 38% de las compañías del sector redujeron su plantilla en 2020 debido a la caída de las ventas, el cierre de tiendas y otras restricciones, aunque el 51% ya cuentan con un incremento este año de su plantilla por la buena evolución. Además, el 93% se muestran convencidas de que habrá aumento de las ventas.

 

Así, un 19% califican como "buena" la situación del sector, mientras que el 60% la ven "regular" y un 21% aún creen que es "mala" o "muy mala", un porcentaje que era del 75% en el anterior barómetro.

 

De cara a 2022, las perspectivas positivas aumentan y el 63% de las principales compañías españolas de la moda confían en que la situación del mercado será "buena" y el 7% auguran una situación "muy buena" el próximo año.

 

Por otra parte, el barómetro desvela que seis de cada diez empresas ya concentran en internet más del 10% de sus ventas, frente al 35% de hace un año.

 

Además, siete de cada diez aseguran que han realizado cambios en su producción ante la crisis internacional que afecta a la cadena de suministros.

 

La decisión que más se ha tomado -lo ha hecho el 38%- ha sido cambiar el origen de sus prendas por dificultades como el cierre de fábricas en Asia por la pandemia, mientras que el 21% ha reducido el número de unidades producidas y el 17% ha optado por renegociar con sus proveedores.

El sector de la moda es optimista y espera volver en 2022 al nivel precovid
Comentarios