lunes. 27.05.2024

El Consell de Mallorca, en coordinación con la DGT, ha iniciado la instalación de barreras automáticas para controlar con mayor eficiencia el acceso al faro de Formentor, una restricción que se reforzará con señales, cámaras y pantallas informativas.
 

Desde el área insular de Movilidad que dirige Iván Sevillano han indicado en una nota que las barreras se abrirán de forma automática si quedan plazas disponibles en los aparcamientos en el entorno de Formentor y que se cerrarán cuando el aforo esté completo.
 

También se abrirán automáticamente para todos aquellos vehículos que cuenten con autorización. El objetivo de esta medida es, por un lado, dar un paso definitivo en la gestión de la regulación de acceso a Formentor, así como tratar de evitar sanciones de tráfico por desconocimiento de la medida.
 

Las medidas para controlar el acceso de vehículos a la península de Formentor empezarán el 1 de junio y se prolongarán hasta el 30 de septiembre, ambos inclusive.
 

Respecto a anteriores años, se han ampliado las fechas en las que estarán vigentes estas medidas a fin de adaptarse a la prolongación de la temporada alta y al incremento de vehículos en la zona.
 

Durante este período, el acceso a la península de Formentor desde la Ma-2210 estará restringido desde las 10.00 horas hasta las 22.30 horas, como ya se amplió el pasado verano, "para evitar los comportamientos incívicos que hace dos años", cuando este acceso estaba restringido hasta las 19.00 horas.
 

En concreto, se establecen dos niveles de restricción, de manera que los que sólo podrán circular vehículos autorizados, transporte público, servicios de emergencias y bicicletas.
 

El primer nivel de restricción, desde el kilómetro 2 al 8,7, comienza en la rotonda del Port de Pollença y se prolonga hasta la playa de Formentor, mientras que el segundo tramo, hasta el kilómetro 19,6, va desde la playa hasta el faro.
 

Los vehículos autorizados sólo podrán aparcar en las zonas habilitadas al efecto y estará prohibido aparcar en los arcenes de la carretera.
 

Con esta regulación, el Consell de Mallorca señala que pretende proteger un espacio sensible medioambientalmente y con altos valores paisajísticos, además de apostar por otro tipo de movilidad y acceso a los lugares naturales de la isla, por lo que recomienda hacer uso del transporte público para llegar hasta Formentor.
 

Desde Movilidad e Infraestructuras también se contratará un servicio de informadores que estarán cerca de las barreras para resolver las dudas de los usuarios y se relaizarña una campaña para difundir e informar sobre esta regulación al tráfico en medios de comunicación y en la web del Consell de Mallorca.
 

El Transporte de las Islas Baleares (TIB) ofrecerá una línea de autobús para facilitar el acceso a toda la zona restringida. La línea 334, que hace la ruta Alcúdia - Port de Pollença - Faro de Formentor, tiene paradas en el Mirador des Colomer, playa de Formentor, Cala Figuera-Cala Murta y faro de Formentor.
 

En este sentido, a las personas usuarias que lleguen en coche al Port de Pollença, se les recomienda aparcar a lo largo de la ronda de circunvalación donde hay tres paradas de autobús para subir a la península de Formentor

El acceso a Formentor quedará regulado con barreras automáticas este verano
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad