martes. 16.04.2024

Un total de 5.723 mujeres emprendieron un negocio con la ayuda de la financiación de MicroBank en 2023 en el conjunto de España, lo que supone un crecimiento del 60% respecto al año anterior. En total, el banco social de CaixaBank otorgó a las emprendedoras préstamos por valor de 85,1 millones de euros, lo que supone un incremento del 73%. El importe medio de los préstamos a mujeres se situó en 14.881 euros en 2023, un 8,3% más.

Los datos ponen de relieve el incremento del número de mujeres que se deciden a emprender gracias a la financiación de MicroBank. El 54% de las emprendedoras solicitó el microcrédito para poner en marcha un nuevo negocio.

Respecto al perfil de la mujer emprendedora, según un estudio de MicroBank en colaboración con Stone Soup Consulting y KPMG, en el 44% de los casos son mujeres con edades comprendidas entre los 36 y 49 años, frente a un 32% de emprendedoras de entre 50 y 64 años, y un 18% de entre 26 y 35 años.

En cuanto al nivel educativo, todavía el 65% de las mujeres que deciden emprender no dispone de formación universitaria, un porcentaje ligeramente inferior al 76% del año 2022. No obstante, dentro del conjunto total de emprendedores con estudios universitarios, las mujeres representan el 48%, lo que ilustra un equilibrio de género en el ecosistema emprendedor en este aspecto concreto.

Respecto a las motivaciones de las mujeres para emprender, la principal es la detección de una oportunidad de negocio (38%), seguida de la voluntad de ganar independencia (26%), la vocación (16%), el desempleo o temor a perder el trabajo (8%), la necesidad de mayores ingresos (6%), un negocio familiar (3%) y la escasez de empleo (2%).

Por sectores, las emprendedoras se decantan mayoritariamente por el comercio minorista (36%), mientras que los hombres lo hacen un 17%; los servicios profesionales (34%), frente a un 45% de los hombres; hostelería y restauración (21%), versus un 20% de los emprendedores; y fabricación (5%), frente a un 2% en el caso de los hombres. En el otro extremo, las nuevas tecnologías (2%), construcción (1%) y sector primario (1%) son los sectores menos elegidos por las mujeres a la hora de emprender.

El estudio también pone de relieve que las mujeres tienden a contratar a mujeres cuando generan empleo, con un 62% frente a un 41% de los hombres, por lo que las empresas lideradas por emprendedoras ejercen un efecto positivo en la empleabilidad femenina.

MicroBank aumentó el pasado año un 60% su apoyo al emprendimiento femenino