lunes. 03.10.2022
POLÍTICA

Incertidumbre sobre la resolución de la crisis del Govern

La Policia ya investiga los contratos a dedo del Ejecutivo en favor del jefe de campaña de Mes mientras que no se sabe como quedará la conselleria de Transparencia
/img/periodico/img_16571.jpg

La incertidumbre se cierne sobre el Govern que no ha podido cerrar la crisis política abierta a raiz de la marcha de la consellera de Transparencia Ruth Mateu. Los acontecimientos ayer se precipitaron y complicaron aún más las decisiones en el frente abierto a partir de las adjudicaciones a dedo de contratos menores por parte del Govern al antiguo jefe de campaña de MÉS, Jaume Garau.

 

La Policia se personó en las sedes de las tres consellerias afectadas por el caso para requerir la documentación precisa. Ante ello el Govern envio un comunicado de prensa indicando que habiá iniciado los trámites para entregar a la fiscalía toda la documentación sobre los contratos firmados con las empresas de Jaume Garau. 

 

El Ejecutivo afirmaba que se había puesto a disposición del Ministerio Público para colaborar en el esclarecimiento de estos contratos, poniendo de manifiesto que desde el primer momento se encargó una fiscalización de los expedientes.

 

El Govern exponía que "quiere subrayar su compromiso con la transparencia y la ejemplaridad. Por eso, desde que tuvo conocimiento de los hechos ahora investigados, encargó a la Intervención el análisis de los contratos para confirmar que se hicieron correctamente".

 

A todo ello y en paralelo MÉS per Mallorca y PSIB seguían sus negociaciones para aclarar en primer lugar si se salvaba o se eliminaba la conselleria de  Presidencia y en el primer caso que persona se elegía como conseller. También se debía definir si la crisis se cerraba con los nombramientos de nuevos cargos en esta conselleria o se abordaba una reforma más profunda de diferentes departamentos.

 

Nada de ello se cerró ayer o, al menos nada trascendió oficialmente. Por diferentes rotativos generalistas como Ultima Hora o Diario de Mallorca salió a la palestra el nombre de la ibicenca Fanny Tur como posible consellera pero nada más allá.



Se espera que hoy pueda haber 'fumata blanca' pero nada está claro. Eso si la tensión entre los dos socios de gobierno es alta y la presión sobre el vicepresident, Biel Barceló, crece.

Incertidumbre sobre la resolución de la crisis del Govern
Comentarios