domingo. 14.08.2022
REGULACIÓN

El lío de los nuevos precios de las plazas de alquiler vacacional

La aprobación queda en el aire después que el Consell presentase una propuesta para rebajar las tarifas que pagarán un 30% respecto de lo que proponía el Govern
/img/periodico/img_23083.jpg

La fijación de los nuevos precios de las plazas de alquiler vacacional que tendrán que pagar los propietarios se ha convertido ya en un auténtico lío. El Govern y el Consell han escenificado su desacuerdo en estas tarifas durante la reunión del Consorcio de la Bolsa de Alojamientos Turísticos.

 

La conselleria de Turisme llevaba a aprobación una propuesta que, en la práctica equiparaba las plazas vacacionales con las hoteleras en cuanto a coste, al menos en cuanto a unifamiliares se refiere. Se hablaría de 4.000 euros por plaza. En el caso del alquiler vacacional en plurifamiliares se bajaría hasta los 1.000 euros y para las viviendas que solo pueden explotar 60 días al año el pago sería de 333 euros cada cinco años.

 

En estos momentos los hoteles pagan 4.000 euros por plaza mientras que los hoteles de ciudad, de interior o agroturismos ven rebajada esta cantidas hasta los 3.000 euros.

 

El Consell de Mallorca considera estas cantidades excesivas y lanzó ayer mismo en la reunión una propuesta alternativa que supone una rebaja media de un 30%. El departamento dirigido por Cosme Bonet plantea que los unifamiliares abonen solo 2.200 euros, los plurifamiliares 700 y en los alquileres de 60 días quede el precio en 200 euros.

 

Esta última propuesta quedaría mucho más cerca de los planteamientos de la asociación Habtur que ha manifestado que hará pública su propuesta de forma inminente.

 

La cuestión es que ante el desacuerdo la propuesta de precios quedó sobre la mesa y no se decidirá hasta el mes de julio.

El lío de los nuevos precios de las plazas de alquiler vacacional
Comentarios