martes. 16.08.2022
MEDIO AMBIENTE

El mercado de segunda mano en Baleares reduce el impacto medioambiental de CO2 en 43.608 toneladas al año

Supuso el ahorro potencial de casi 2.856 toneladas de plástico, cantidad equiparable a la necesaria para fabricar 397 millones de bolsas

La compraventa de objetos de segunda mano entre particulares está experimentando un gran crecimiento en los últimos años por el auge de internet, las nuevas tecnologías, la mayor conciencia sobre el cambio climático y el cada vez más evidente coste ambiental de la sociedad de consumo en la que vivimos.

Y es que, según se desprende del estudio ‘‘El efecto medioambiental de la segunda mano”, desarrollado por Milanuncios en colaboración con el Instituto de Investigación Medioambiental de Suecia (IVL) y la consultora especializada en medioambiente Ethos International, dar una segunda vida a los objetos a través del mercado de segunda mano tiene un importante efecto positivo sobre nuestro entorno.

 

Así, el informe concluye que los usuarios baleares que utilizan Milanuncios consiguieron ahorrar potencialmente un total de 43.608 toneladas de CO2 en 2018 mediante la compraventa de objetos de segunda mano, una cifra que equivale a la cantidad de emisiones que se ahorrarían al paralizar el tráfico de una gran ciudad como Madrid durante siete días.

 

Además, permitió el ahorro potencial de 2.856 toneladas de plástico, cantidad equiparable a la necesaria para fabricar 397 millones de bolsas; así como 19.920 toneladas de acero, necesarias para producir 5.600 contenedores de mercancías y 1.879 de aluminio, equivalente a 126 millones de latas.

 

En palabras de João d’Eça, General Manager de Milanuncios, “Hace años que asistimos a una preocupación creciente por el impacto que el ritmo de la sociedad de consumo actual tiene sobre nuestro entorno. Una conciencia social que, unida a las nuevas tecnologías y a la normalización de internet, ha impulsado el crecimiento de las compraventas entre particulares”.

 

Y añade: “Los baleares son un claro ejemplo del valor que puede tener la segunda mano en la preservación del medio, ya que solo el año pasado lograron ahorrar casi 44.000 toneladas de CO2 con sus compraventas. Estamos convencidos de que la revolución medioambiental solo acaba de empezar”.

 

La producción de vehículos es un proceso muy complejo y, como tal, requiere de una gran cantidad de energía. Por tanto, adquirir uno de segunda mano se perfila como una de las mejores vías para reducir el impacto sobre nuestro entorno. Tanto es así que solo la compraventa de automóviles de segunda mano en las Islas supuso el 96% de todo el CO2 potencialmente ahorrado en la comunidad, es decir, 41.728 toneladas de gases de efecto invernadero.

En segundo lugar, aunque a una gran distancia, se sitúan los artículos relacionados con el hogar, otro de los clásicos del mercado de segunda mano, cuyas transacciones posibilitaron el ahorro de 1.393 toneladas de emisiones CO2 y 64 toneladas de plástico. Completa el pódium la categoría de informática, con 433 toneladas de CO2 y dos de plástico ahorradas.

El mercado de segunda mano en Baleares reduce el impacto medioambiental de CO2 en...
Comentarios