jueves. 21.09.2023
URBANISMO

Asima pide la retirada del nuevo Plan General de Palma

La asociación empresarial reclama la eliminación del coeficiente de edificabilidad y la diversificación y flexibilización de usos

El director general de ASIMA, Alejandro Sáenz de San Pedro, ha registrado un escrito de alegaciones contra el nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Palma, donde la Asociación de Industriales solicita la retirada completa del documento de revisión del Plan por defectos de forma en la tramitación de la fase de AVANCE.

 

Asimismo, ASIMA reclama la eliminación del coeficiente de edificabilidad y la diversificación y flexibilización de usos, ya que el texto municipal limita el “uso principal como industrial”. 

 

Además, los empresarios de Son Castelló y Can Valero reivindican la creación de bolsas de aparcamiento público, la mejora de servicios de movilidad públicos, el mantenimiento de infraestructuras y la agilización en la tramitación administrativa, entre los aspectos más relevantes.

 

Las alegaciones de ASIMA contra el nuevo planeamiento urbanístico del Ajuntament de Palma, cuyo acuerdo de aprobación inicial se publicó en el Boletín Oficial de les Illes Balears (BOIB), se abordaron el pasado 8 de febrero en una sesión informativa para empresarios asociados donde se desmenuzaron las claves del nuevo PGOU de Palma. El encuentro, celebrado en el Antiguo Parque de Bomberos ASIMA, contó con la presencia de los expertos en materia urbanística Pep Aguiló (arquitecto) y Daniel Tur (arquitecto técnico).

 

El pasado 10 de diciembre ya tuvo lugar en las mismas instalaciones de ASIMA en Son Castelló una reunión entre la regidora de Modelo de Ciudad, Vivienda Digna y Sostenibilidad del Ayuntamiento de Palma, Neus Truyol; con el presidente de ASIMA, Francisco Martorell Esteban; el director general de ASIMA, Alejandro Saénz de San Pedro; técnicos del área y empresarios de los polígonos Son Castelló y Can Valero, con el objetivo de presentar los aspectos más importantes del nuevo PGOU.

Asima pide la retirada del nuevo Plan General de Palma