domingo. 27.11.2022
ESTUDIO

La EMT encarga un estudio para ver qué pasa con los "autobuses ardientes"

La encomienda se hace tras el incendio que sufrió un autobús ayer ante el paseo Sagrera, el segundo en poco tiempo
/img/periodico/img_11535.jpg

 

La Empresa Municipal de Transportes de Palma (EMT) realizará un control externo para conocer el estado de los buses que conforman la flota tras el incendio que sufrió ayer un autobús articulado. Se trata del segundo incidente en poco tiempo y, por ello, el concejal de Movilidad y presidente de la EMT, Juan Ferrer, ha dado la orden para la contratación de un servicio mecánico y técnico externo e independiente que detalle en qué estado se encuentra la flota.

 

En relación al incidente de ayer, Ferrer ha explicado que el bus siniestrado es un Mercedes articulado de 2006 que tenía 827.000 kilómetros. Había pasado la ITV y estaba en vigor hasta el 15 de octubre. El incendio comenzó en un lateral de la parte trasera del vehículo. Se podrán recuperar algunas piezas del bus, que se desaguará. Ferrer ha querido agradecer el buen trabajo del conductor, que hacia girar por Antoni Maura, siguió adelante hasta el paseo Sagrera.

 

Tranquilidad

El presidente de la EMT ha querido lanzar un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía: "Los buses no son peligrosos, en ningún caso. Lo único que queremos saber es si la tarea de mantenimiento se está haciendo de forma correcta. Queremos escuchar una voz externa y autorizada que se diga si el mantenimiento se está haciendo bien, si se cumple al 100 por ciento ", dijo Ferrer. Además, el concejal ha insistido en la necesidad de renovar la flota de autobuses. "Hechos como estos nos reafirman en que la flota se ha de actualizar, ya estamos trabajando", dijo.

 

El concejal ha recordado que la flota de la EMT, integrada por 180 buses, tiene tres filtros de mantenimiento: uno cada 30.000 kilómetros (el bus siniestrado había pasado el 4 de mayo), uno cada 28 días (el 28 de junio ) y una revisión ocular cada siete días (5/6 de julio). "El autobús estaba al día en cuestión de mantenimiento. Además, si le había limpiado el motor hacía poco ", aseguró el concejal. Ferrer ha recordado que el servicio de mantenimiento se externalizar el 2000, en tiempos del PP, y se hizo por 10 años. En 2012 se hizo una prórroga de dos años y en 2014, otra, también cuando gobernaba el PP. El contrato finaliza en noviembre de 2017 y tiene un cuerpo para la EMT de 7.635.000 euros durante 2015.

La EMT encarga un estudio para ver qué pasa con los "autobuses ardientes"
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad