sábado. 01.10.2022
POLÉMICA

Armengol defiende el nuevo bus al aeropuerto justo antes de la protesta de los taxistas

El sector del taxi afirma que peligra su viabilidad, si en plena temporada alta, ve reducida la afluencia de clientes y apunta que la decisión del Govern responde a la presión de los hoteleros
/img/periodico/img_15858.jpg

La presidenta del Govern balear, Francina Armengol, ha defendido hoy del derecho de los pueblos de Mallorca, como "Sa Pobla, Inca o Son Servera", a tener un buen sistema de transporte público con el aeropuerto de Palma, al tiempo que ha ofrecido "diálogo y consenso" al sector del taxi.



Armengol ha subrayado durante el pleno del Parlament de hoy que Son Sant Joan es el único de los grandes aeropuertos que solo tiene conexión de autobuses con una gran ciudad, en referencia a Palma, pero no con otras localidades.

 

La presidenta ha realizado estas valoracones justo un día antes de la protesta que las asociaciones de taxistas han convocado para exigir al Govern, precisamente que desista de crear líneas regulares de autobús para conectar el aeropuerto con las principales zonas turísticas de Mallorca.


 

Armengol ha dicho que el Govern se reunirá esta semana por quinta vez con el sector del taxi, donde planteará una propuesta con ocasión del actual periodo de exposición pública del Plan Insular de Transportes de Mallorca.



"Pero la voluntad del Govern de llegar a acuerdos no puede impedir el derecho de los ciudadanos a una mejora del transporte público", ha subrayado la presidenta.

 

Por su parte el sector del taxi, alega que ya ve reducidos drásticamente sus ingresos en temporada baja i que peligrará de forma directa su viabilidad, si además, en plena temporada alta, ve reducida la afluencia de clientes que hagan uso del servicio de taxi".

 

El sector no entiende porque "el Govern de les Illes Balears está decidido a adoptar tal medida, si actualmente, tanto con el sector de los taxis como con el servicio de transporte discrecional de pasajeros, está asegurado y garantizado el transporte de turistas entre Son Sant Joan y todos los puntos de la Isla".

 

Los taxistas apuntan a que el Govern quiere llevar a cabo estos cambios "por el apoyo tácito de otros sectores empresariales como el hotelero como que verán así aumentado su margen de ganancias, o mejor dicho, reducidas sus pérdidas con la puesta en marcha del citado transporte regular de viajeros".

Armengol defiende el nuevo bus al aeropuerto justo antes de la protesta de los taxistas
Comentarios