domingo. 05.02.2023
JUICIO

Un empresario se enfrenta a 4 años de cárcel por manipular las acciones del Banco Popular

Trinitario Casanova está acusado de haber difundido rumores falsos en 2008 con la intención de aumentar el precio de las acciones de Banco Popular en su beneficio.

El empresario murciano Trinitario Casanova se sienta en el banquillo el próximo lunes acusado de un delito continuado relativo al mercado y los consumidores, por haber difundido rumores falsos en 2008 con la intención de aumentar el precio de las acciones de Banco Popular en su beneficio.

 

El Ministerio Fiscal explica en su escrito de acusación que Casanova llevó a cabo "artimañas informativas, administrativas y financieras" con el objetivo de "detener la devaluación" de las acciones de Banco Popular en su propio beneficio, por lo que pide para él cuatro años de prisión, pena que suscribe el propio banco, personado como acusación particular.

 

Según la investigación, el empresario murciano había suscrito, a través de una sociedad de la que era administrador único, un acuerdo con el holandés Fortis Bank para financiar la compra de más de 42 millones de acciones del Popular por las que el acusado pagó 527,4 millones de euros y se hizo con un 3,5% de la entidad.

 

Ante la tendencia a la baja de las acciones del Popular, el banco holandés que está actualmente integrado en ABN, y que había financiado con 394,2 millones la compra, pidió a Casanova la constitución de doce depósitos para garantizar la inversión que, de no ser realizados, permitían al banco ejecutar las acciones.

 

Fue entonces cuando, según el Ministerio Fiscal, el empresario lanzó el rumor al diario 'Negocio' de que un grupo de empresarios, entre ellos el magnate mexicano Carlos Slim, estudiaba lanzar una OPA sobre el banco, con una prima superior al 50 %, lo que provocó un importante incremento de la cotización del Banco Popular.

 

Con el fin de "sustentar la noticia", el acusado contrató a un bufete de abogados en Gibraltar y se desplazó a Londres para crear una sociedad con la que "instrumentalizaría la supuesta OPA" y comunicó al banco holandés que liberara las acciones para cancelar la deuda, con el argumento de que las había vendido, aunque nunca llegó a deshacerse de ellas.

 

Por todos estos hechos, el empresario murciano se enfrentará el próximo lunes a cuatro años de prisión en el juicio que se celebrará ante el Juzgado de lo penal número 9 de Madrid y que continuará el viernes 29 de enero.

Un empresario se enfrenta a 4 años de cárcel por manipular las acciones del Banco Popular
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad