lunes. 03.10.2022
BANCA

La reestructuración de BBVA afectará de forma mínima a Baleares

La intención inicial del banco es recortar solo 37 puestos de trabajo en las islas de los 3.800 a nivel nacional

 

 

El BBVA se ha sumado a la ola de recortes de la banca española y ha planteado este jueves a los sindicatos el despido de unos 3.800 empleados en España, el 16,3 % de la plantilla, además del cierre de 530 oficinas, el 22,5 % de su red, en aras de ganar rentabilidad y eficiencia. 

 

La afectación que esta reestructuración tendrá en Baleares será mínima a tenor de los primeros datos ofrecidos por el bando. La plantilla en las islas actual es de 255 personas. De ellas, de forma inicial solo se prevé el recorte de 37 puestos de trabajo y podrían ser menos una vez finalice la negociación con los sindicatos.

 

De hecho, BBVA no quiere prescindir de demasiados efectivos en las islas ya que ha manifestado que le es complicado en muchas ocasiones cubrir las necesidades de personal propias en Baleares. De hecho los trabajadores de las islas cobran un plus por esta circunstancia.

 

Por otro lado, no se ha concretado el número de oficinas que se cerraran en Baleares en las que actualmente hay 50 sucursales abiertas. Teniendo en cuenta que en la zona de Levante, en donde se incluye Valencia, Murcia y Baleares, se tienen que cerrar un total de 35 sucursales, la repercusión en las islas será baja en cuanto a pérdida de presencia física. 

 

En todo caso desde el banco se ha indicado que el modelo de relación con los clientes ha cambiado de forma ostensible con la implantación masiva de la banca on line y más aún desde la pandemia. Y es que las transacciones digitales se han incrementado un 87% a la par que las gestiones en oficinas caían casi un 50%.

El presidente del BBVA, Carlos Torres Vila ha expuesto que "es público que hemos comenzado un proceso de negociación con la representación legal de los trabajadores de cara a alcanzar un acuerdo que permita una reestructuración en España". Torres Vila defiende que esta reestructuración "es necesaria porque el sector bancario se encuentra en un contexto de transformación marcado por una gran presión competitiva, bajos tipos de interés, y asistimos también a un cambio en los comportamientos de los clientes, adoptando de forma acelerada los canales digitales, y también vemos la entrada de nuevos actores, que vienen también del mundo digital".

 

Torres Vila ha dicho que "queremos trabajar, debemos trabajar conjuntamente con la representación legal de los trabajadores en este proceso de negociación para garantizar la sostenibilidad del empleo a futuro, de modo que seamos capaces de crear valor de manera recurrente y de adaptarnos a las exigencias del mercado financiero en todo momento. Este proceso, por tanto, es necesario para garantizar la viabilidad futura de la entidad y quiero decirles que desde BBVA lo abordamos con la voluntad de llegar al mejor acuerdo posible para todos.

 

No ha trascendido hasta el momento la fórmula que escogerá el banco para aplicar el recorte de plantilla si bién se intuye que una buena parte se aplicaría con bajas incentivadas y más teniendo en cuenta que la edad media de la plantilla actualmente se situa en unos 50 años.

La reestructuración de BBVA afectará de forma mínima a Baleares
Comentarios