lunes. 28.11.2022
CRISIS

Armengol pide a Sánchez poder decidir como hacer la desescalada en Baleares

El Govern analiza desde hace semanas con una docena de grupos de trabajo tanto el desconfinamiento como la reactivación económica

 

La presidenta del Govern, Francina Armengol, ha pedido este domingo al presidente español, Pedro Sánchez, que Baleares y el resto de comunidades autónomas tengan “un margen de decisión propia” para regular el proceso de desescalada “ordenado” y evitar aglomeraciones y un repunte de contagios.

 

Así lo ha trasladado durante la reunión por videoconferencia que ha mantenido Sánchez con todos los presidentes y presidentas autonómicos, y dónde también ha agradecido el planteamiento asimétrico y que corresponde a parámetros sanitarios y territoriales en todo el Estado que prevé llevar a cabo el Gobierno central.

 

“Hay decisiones que se toman mucho mejor desde la proximidad del territorio, y esto no solo significa Govern; sino también Consells insulares y, de manera muy especial, Ayuntamientos”, ha apuntado la presidenta y ha insistido: “Sería mucho más razonable que desde las Comunidades Autónomas podamos establecer horarios y fórmulas para no formar aglomeraciones”. Además, ha subrayado que cada isla tiene una situación diferente.

 

Armengol ha apuntado que la situación sanitaria de las Islas Baleares muestra una evolución clara hacia control de la enfermedad, con una estabilización de nuevos contagios y con más capacidad para los hospitales y las UCI. “Tenemos la singularidad de ser unas Islas.

 

A veces es un problema, pero en este caso ha sido una ventaja”, ha explicado, en relación al cierre de puertos y aeropuertos de las Islas y a las medidas establecidas de control sanitario a las puertas de entrada en la comunidad. Según Armengol, todos estos hechos tienen que permitir plantear la salida “propia y ordenada” tanto para los movimientos de las personas como para el reinicio de actividades.

 

“Queremos reactivar la economía lo más rápido posible, pero para hacerlo de manera segura necesitamos que cada paso que se de sea seguro, que evite nuevos contagios y que evite volver atrás”, ha seguido Armengol. En este sentido, ha pedido al Gobierno central que establezca qué papel tiene que tener cada territorio en el pacto de reactivación a nivel estatal.

 

La presidenta ha planteado a Sánchez que se establezca un mecanismo de trabajo directo, de forma que cada Comunidad Autónoma conformará un documento con las prioridades singulares que se tomarán en la reactivación económica y social.

 

En paralelo, ha recordado que el Govern ya hace semanas que trabaja con una docena de grupos de diferentes ámbitos para definir como realizar el desconfinamento de cada sector y actividad. La presidenta ha recordado que no se marca ninguna fecha, pero sí como tendría que ser su proceso en cada situación concreta, de forma que se ajusten los parámetros autonómicos a los objetivos científicos que marque el Estado.

 

Además, ha enfatizado que se trabaja con un plan de reactivación económica en la Mesa de Diálogo Social y que se pueda extender y consensuar con todos los agentes económicos y sociales implicados, así como con Consells insulares y ayuntamientos. “Es absolutamente necesario que haya eficiencia en todos los recursos públicos y pactar las prioridades políticas”, ha subrayado la presidenta. El objetivo es que la vuelta a la actividad sea tan rápida y extensa como la seguridad sanitaria lo permita.

 

Armengol ha recordado que mañana están convocadas todas las fuerzas políticas para seguir trabajando en un pacto autonómico de reactivación y “hacer posible la unidad de acción en momentos muy complicados para la ciudadanía”. Armengol ha asegurado que “necesitamos la máxima capacidad de diálogo y consenso, como siempre hemos mantenido en esta Comunidad Autónoma”.

 

La presidenta ha agradecido la capacidad de resistencia de familias y empresas durante el Estado de Alarma y ha pedido que, ahora que se han permitido las salidas a los niños, se hagan de manera responsable en todo momento: “Pido la máxima responsabilidad, no nos podemos relajar. Avanzaremos si hacemos las cosas de forma segura, manteniendo las distancias y siguiendo las normas establecidas. Si no lo hacemos bien, tendremos que volver atrás con muchas medidas”.

 

Del mismo modo, ha recalcado que el Govern continuará con el “trabajo intenso de control de la pandemia”, continuando haciendo tests a las residencias y a los profesionales sanitarios para proteger las personas que tienen más vulnerabilidad ante la enfermedad.

Armengol pide a Sánchez poder decidir como hacer la desescalada en Baleares
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad