martes. 07.02.2023

 

El comercio minorista de Baleares mejoró en 2016 un 7,2 sus cifras de venta respecto al año anterior e incrementó el número de empleados en un 5%, lo que representa el mayor crecimiento del sector en España.

 

Según los datos publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE), en diciembre las ventas del comercio balear crecieron un 3,2% respecto al mismo mes de 2015, mientras que el empleo se incrementó un 4,4%.

 

En el conjunto de España, las ventas del comercio minorista repuntaron en 2016 el 3,7% respecto al ejercicio anterior, con lo que el sector se anotó su mayor avance en dieciséis años y encadenó tres ejercicios al alza,

 

No obstante, en el último mes del año, marcado por la campaña de Navidad (en la que el comercio se juega gran parte del año), la cifra de negocio repuntó sólo el 0,9% y se anotó veintiocho meses seguidos de subidas.

 

Por contra, en noviembre, mes en el que muchos establecimientos aplican descuentos por el Black Friday y que muchos aprovechan para adelantar compras navideñas, la facturación del sector creció el 3,9%.

 

En el conjunto del ejercicio, el empleo subió el 1,7%, y mostró su mejor evolución desde 2007. Sólo en diciembre, el incremento fue del 1,8% y sumó 31 meses en positivo.

 

Corregidos los efectos del calendario y de la laboralidad (diferencia de días festivos), las ventas del comercio al por menor crecieron el 3,6% en el conjunto del año y el 2,9% en diciembre.

 

De vuelta a la serie original, las ventas en las estaciones de servicio crecieron el año pasado el 0,9%, en tanto que en el resto del sector el repunte fue del 3,6%.

 

Por tipo de producto, la venta de alimentación subió el 1,3%, la de equipo personal el 2,5%, la de equipamiento para el hogar el 3,9% y la de otros bienes el 4,5%.

 

En diciembre, mes al que muchos establecimientos adelantan el inicio de las rebajas, la facturación de alimentación repuntó el 1,6%, la de equipo del hogar el 0,3%, la de equipo personal el 1,9% y la de otros bienes el 0,9%. El negocio en gasolineras permaneció prácticamente estable (0,2%).

 

Por tipo de establecimiento, las grandes cadenas fueron las que más elevaron sus ventas, con un repunte del 4,7%; seguido de grandes superficies (3,6%), tiendas unilocalizadas (3%) y pequeñas cadenas (2,4%)

 

Dentro de las grandes superficies, la facturación por la comercialización de alimentos bajó el 0,6%, mientras que en el resto de categorías se disparó el 6,1%.

 

En el último mes del año, las ventas subieron en todos los modos de distribución, salvo en el pequeño comercio, donde bajaron el 0,3%. Las grandes cadenas vendieron el 3,1% más, las grandes superficies el 2% y las peñas cadenas el 1,4%.

 

Por regiones, las ventas minoristas crecieron en el año en todas las comunidades autónomas, lideradas por las más turísticas: Baleares (7,2%) y Canarias (6%). El menor avance correspondió a Extremadura (1,8%).

 

En lo que respecta al empleo, en las estaciones de servicio subió el 1,2%; en las grandes cadenas el 3,6%; en las grandes superficies el 2,4%; en el pequeño comercio el 0,9% y en las pequeñas cadenas el 0,8%.

 

En diciembre, la ocupación creció en todos los formatos, con repuntes del 3,9% en las grandes cadenas; del 3,2% en el caso de las grandes superficies; del 1% en el del pequeño comercio y del 0,1% en el de las pequeñas cadenas.

 

El empleo creció en todas las autonomías en 2016, con Baleares (5%) y Comunidad Valenciana (2,8%), a la cabeza de la generación de empleo en el sector.

 

El comercio balear fue el que más creció en ventas y empleo en 2016
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad