sábado. 20.08.2022
COMERCIO

Aprobado el plan que ordenará el futuro del comercio en Mallorca

El plan limita a 40.000 metros las nuevas superficies comerciales en Palma y a 13.000 en Inca y Manacor

El Pleno del Consell de Mallorca ha aprobado de forma definitiva el Pla de Equipamientos Comerciales (PECMA) que tienen como finalidad ordenar el futuro del comercio en la isla. Este acuerdo se ha adoptado con los votos favorables de PSIB, Més, Podemos, PP y El Pi mientras que Ciudadanos se ha abstenido.

Este plan, según el Consell "propone un modelo territorial nuevo para la isla, que tiene como esos principales fomentar el comercio de proximidad y mejorar tanto la movilidad como el paisaje urbano de Mallorca".



El objetivo del Pla es fijar criterios para establecer un modelo territorial comercial en la isla, centrado en la protección del medio ambiente, la ordenación del territorio y la protección de los consumidores. Además, se busca la gestión territorialmente sostenible, entendimiento como el equilibrio entre los recursos territoriales y ambientales disponibles y los requeridos para el desarrollo del sector comercial.


Otro de los ejes relevantes es el refuerzo del comercio a zonas cono Inca y Manacor, para evitar que se produzca una centralización en el ámbito comercial a Palma, además de fomentar el comercio de proximidad.



La consellera de Territorio, Mercedes Garrido, ha querido agradecer « el trabajo y dedicación en la redacción de aquet instrumento de todos y cada uno de los grupos políticos del Consell ». Además, Garrido ha recordado que «la tarea que han tenido Afedeco, Pimeco, Pimem, la UGT y CCOO para hacer posible este gran consenso».



La entrada en vigor del PECMa se producirá a partir del día siguiente de su publicación en el Boletín Oficial de las Islas Baleares (BOIB).


Hay que recordar que en septiembre del 2015 se aprobó la norma territorial cautelar que marcaba el inicio de la redacción del Pla. Ya en diciembre del 2017 el Pleno del Consejo lo aprobó inicialmente, así como el régimen de suspensión de licencias.


La novedad más importante que incluye el plan es una nueva ordenación comercial de Mallorca sobre el territorio con la implantación de cinco niveles diferentes.



El primer nivel incluye el área de más actividad de la isla, Palma, en la cual se concentra una parte significativa de la población, así como los servicios administrativos, comerciales y dotaciones principales y que dispone de la mayor accesibilidad territorial. Como consecuencia del impacto sobre el sistema de movilidad, como que afecta conjuntos de ciudadanos, se considera que las equipaciones comerciales no tienen que tener una superficie comercial más grande de 40.000 m².

 



En el segundo estadio se incluyen las poblaciones, como Inca y Manacor, con una gran relevancia territorial en la estructura insular, consideradas nodos de desarrollo. De acuerdo con las características territoriales para estas poblaciones, se establece un límite máximo de equipación comercial de 13.000 m² de superficie comercial.



El nivel tres incluye ámbitos con relevancia territorial, que asumen un papel significativo, como prestadores de servicios en la estructura comercial y de accesibilidad subcomarcal. Se establece un límite máximo de equipación comercial de 4.000 m² de superficie comercial.

 

En los niveles 4 y quinto los equipamientos comerciales tendrán como máximo 1.500 y 700 metros cuadrados, respectivamente.


Además, los equipamientos comerciales podrán disponer de una superficie complementaria modulable para cines, restauración y servicios, que variará según el tipo de establecimiento.



En los centros comerciales y en las equipaciones comerciales grandes (más de 1.500 m²), la superficie complementaria no tiene que superar en más de un 15 por ciento la superficie comercial total.



En el caso de equipaciones comerciales de medida mediana, de 701 a 1.499 m², la superficie complementaria no tiene que superar en más de un 25 por ciento la superficie comercial total.



Para acabar, en los equipamientos comerciales de pequeño tamaño, de 401 a 700 m², no tienen que superar en más de un 50 por ciento.

Aprobado el plan que ordenará el futuro del comercio en Mallorca
Comentarios