lunes. 06.02.2023
FINANCIACIÓN

La demanda de crédito creció en 2015 y seguirá al alza

La banca cree asegura las condiciones generales de los préstamos y, en particular, los márgenes aplicados a los créditos ordinarios, se suavizaron de forma acusada en España.

Las solicitudes de financiación se incrementaron en el último trimestre de 2015 en todas las modalidades de préstamos, según ha constado parte del sector bancario español, que prevé que en el primer trimestre de 2016 se sigan elevando las peticiones de créditos.

 

Y ello gracias al aumento de las presiones competitivas entre entidades y a la mejora de las expectativas sobre la actividad económica en general, y la mayor solvencia de ciertos sectores o empresas.

 

Así se pone de manifiesto en la Encuesta sobre Préstamos Bancarios en España que ha publicado hoy el Banco de España en su último Boletín, en la que han participado diez instituciones españolas, que han asegurado que entre octubre y diciembre de 2015, los criterios de aprobación de préstamos no registraron variaciones.

 

De la misma manera, el sector ha considerado que las condiciones generales de los préstamos y, en particular, los márgenes aplicados a los créditos ordinarios, se suavizaron de forma acusada en España.

 

Para el trimestre en curso, las entidades españolas no prevén cambios significativos en los criterios de concesión en ninguna modalidad de crédito, según han explicado las mismas entidades.

 

La encuesta también pone de manifiesto que el porcentaje de solicitudes de fondos que fueron denegadas descendió a cierre de 2015, en comparación con el trimestre previo.

 

De la misma manera, las entidades españolas han constatado que en el cuarto trimestre de 2015 la demanda de fondos de las sociedades repuntó.

 

En concreto, avanzaron las de las pymes, mientras que las de las grandes empresas permanecieron estables.

 

Por su parte, las condiciones de financiación concedidas a los hogares para la adquisición de una vivienda se suavizaron en España en el último trimestre del año, cuando las entidades percibieron que la demanda de estos préstamos continuó creciendo.

 

Según las instituciones encuestadas, los principales factores que impulsaron estas peticiones habrían sido el incremento de la confianza de los consumidores, el descenso de los tipos de interés y la mejora de las perspectivas relativas al mercado de la vivienda.

 

Para el primer trimestre de 2016, las entidades españolas encuestadas no prevén variaciones en los criterios de aprobación de nuevos créditos, por lo que de cumplirse sus expectativas las solicitudes de fondos aumentarían.

 

La encuesta realizada también pone de manifiesto que como consecuencia de las medidas regulatorias y supervisoras puestas en marcha, las entidades nacionales preveían, para la primera mitad de  2016, una ligera disminución de su balance y de sus activos ponderados por riesgo.

 

En cuanto a sus efectos sobre la oferta crediticia, las entidades españolas anticipaban que estas actuaciones no tendrían ninguna repercusión en los criterios de concesión de préstamos salvo en los destinados a las pymes, que se relajarían ligeramente.

 

Por último, las entidades españolas han asegurado sobre las subastas de liquidez que ha realizado el Banco Central Europeo (BCE), que dichas operaciones estarían contribuyendo a la mejora de su situación financiera y de las condiciones aplicadas a los créditos concedidos. 

La demanda de crédito creció en 2015 y seguirá al alza
Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad